Ultima Actualización: sábado 15 junio 2019  •  12:00 PM

“Con un pie aquí y el otro allá”

Publicado por Redaccion Diario55  |  Opinión |  jueves 13 diciembre 2018

Los dominicanos que hemos tenido la oportunidad de residir fuera del país por un período de tiempo con rasgos más permanentes que temporales, hemos sentido en carne viva de esa nostalgia que se apodera de cada emigrante a medida que avanzan las semanas y los meses. Ese impacto deslumbrador  que nos produce la sociedad al llegar, sobre todo si pertenece  al  “primer mundo”,  va diluyéndose mientras intentamos integrarnos a un nuevo modelo;  entonces es  el momento para que nos surja la crisis, todo un arcoíris de recuerdos, de amores, de pesares dejadas atrás. Ahí se inicia un conflicto interno, una disyunción difícil de superar, y se comienza a configurar una identidad ambigua. A esa dicotomía el pueblo la ha denominado: “Con un pie aquí y el otro allá”.   
    
Desde que recibí del distinguido amigo César Román Sassone, escritor, profesor y artista de la danza,  su libro titulado “Con un pie aquí y el otro allá”, con fotografías en la portada de Nueva York y de República Dominicana, me identifiqué de inmediato con la obra, porque evoqué aquel primer impacto cuando llegué a esa gran urbe, un mes de diciembre hace muchísimos años, en medio de una tormenta de nieve. Algo parecido, pienso le ocurrió al propio César, quien tiene hace años que vive en los Estados Unidos,  y a muchos más, cuando se encontraron con esa realidad por primera vez. 
    
El tema central se refiere a la vida del emigrante dominicano; la obra está dividida en capítulos, cada uno de los cuales trata un tema específico, las situaciones que lo caracterizan. Es decir,  su desarrollo no es secuenciado, si bien sigue el rigor del tema central enunciado. La Psicología clasifica en cinco partes los aspectos comunes que implican a las personas migrantes. Son: 1. Impacto social, 2. Impacto Lingüístico, 3. Impacto cultural, 4. Impacto ambiental y 5. Impacto psicológico. El autor es oriundo de esta ciudad de Santiago de los Caballeros, artista danzario y con estudios universitarios en la PUCMM, recogió con mucho acierto estos requisitos señalados por la citada ciencia en sus textos académicos.
    
Para ilustrar lo dicho, voy a transcribiré algunos de los 36 capítulos que tiene este importante trabajo de César Román Sassone: Buscando visa para un sueño (pág. 8), Mabí y Coca Cola: contrastando algunos valores (Pág. 33) Estilos de comunicación entre Dominicana y Nueva York (Pág. 47), El dominicano se pone chivo (Pág. 57), El amiguismo: Uno de nuestros peores enemigos (Pág.74), La nostalgia: Un sentimiento que une a los emigrantes (Pág. 116)…
  
Lucía Meléndez, prologuista de la obra,  dice que “es una excelente narrativa y crítica constructiva sobre nuestras realidades no solo en Quisqueya, sino que en el resto de nuestros países.    La forma amena y positiva de encausar nuestros rasgos negativos con la picardía y jovialidad características del latino, hacen del libro una refrescante y acertada exposición de nuestro contexto”. 
   
El Dr. José Gómez, renombrado Psiquiatra en la contra portada, a su vez, escribe: “…Quisqueya va al terapeuta, está analizado desde varios puntos de vista muy profundos: histórico y psicológico, los mismos combinados en forma simbólica de una manera muy original e interesante nunca vistos antes y con una gracia y picardía que solo César puede imprimirle a sus artículos…”   
     
Con estos nostálgicos versos César termina su libro:
     
“¡Oh nostalgia silente de sopor que aletarga!
Con desvelo te busco, con ternura y empeño.
Mi optimismo se esparce por las noches amargas    
Al saber que eres mito convertido en un sueño”.

Mis sinceras felicitaciones a César Román Sassone por su obra.