Ultima Actualización: sábado 15 junio 2019  •  12:00 PM

Una conquista institucional

Publicado por Redaccion Diario55  |  Opinión |  martes 18 diciembre 2018

Siempre hemos creído que las victorias en las que benefician a lo que se llama pueblo dominicano debe ser celebrado con júbilo, porque no son todos los días que se pueden ver. Así como sucedió, por ejemplo, con el 4% para la educación; o con la aprobación de la ley de Seguridad Social en su momento.
    
Ahora, hace una semana, con la escogencia de dos magistrados de carrera, elegidos por el Consejo Nacional de la Magistratura, se le da una bofetada a la mediocridad y la politiquería.  Se reconoce de una forma o de otra, lo que aquí debería de primar todo el tiempo, el respeto a la institucionalidad. 
   
Con la selección realizada hay que reconocer y felicitar, aunque sabemos que es una obligación, que la voluntad política del Presidente Medina, permitió que esto fuera posible.  Porque no debemos llamarnos a engaño en pensar que de no haber sido de esa manera, no hubiera sido posible.  Muy sencillo, la oposición tenía apenas dos votos, y los demás todos sabemos dónde estaban.
    
Que usted le quiera llamar estrategia y táctica política del presidente, y que aprovechara la coyuntura para sacar su figura algo maltrecha últimamente para con esta elección sorprender a medio país y hasta la propia oposición; no deja de ser una conquista para este pueblo el que un magistrado como Domingo Antonio Gil, haya podido llegar al estamento más alto, con gran mérito para ello porque su capacidad profesional y como juez, así lo confirman.
    
Lo que se debe alentar es que sigan siendo tomados en cuenta más magistrados de carrera y con el talento del ya indicado, para que la Justicia dominicana vuelva a sostenerse sobre la base de la institucionalidad, respeto y confianza y no de la politiquería y la imposición.
    
En algún momento el método de escogencia y como esta conformado el Consejo, tendrá que ser modificado para hacerlo más democrático y menos dependiente de que esté sobre las manos de quien ostente el poder político en el Ejecutivo y el Congreso.
    
De todas maneras, reiteramos que se hacer necesario acoger en hora buena, el hecho acontecido la semana pasada y que resultó en una buena escogencia y todo un pueblo debe sentirse complacido con lo ocurrido a nivel del estamento judicial en cuanto al Tribunal Constitucional se refiere.